TUlankide MONDRAGON

'La digitalización nos conecta con el mundo, es imparable e imprescindible'

Arantxa Manterola, coordinadora de Sistemas de Información de EPS de Mondragon Unibertsitatea.

20/11/2019

Las nuevas tecnologías han supuesto una revolución del clásico paradigma académico, presentando un marco en el que la digitalización ha pasado al primer plano.
'La digitalización nos conecta con el mundo, es imparable e imprescindible'

Arantxa Manterola, coordinadora de Sistemas de Información de EPS de Mondragon Unibertsitatea.

Mondragon Unibertsitatea afronta un contexto de constante innovación en el que es necesario adaptar sus procesos de enseñanza, gestión y organización a las demandas de la sociedad. Por ello, la digitalización se ha convertido en uno de los principales ejes de acción de la universidad, con un claro objetivo de convertirse en referencia en el sector. Para profundizar en la materia, nos hemos sentado con Arantxa Manterola, coordinadora del área de Sistemas de Información de EPS de Mondragon Unibertsitatea. En esta entrevista profundizamos en las acciones que se están llevando a cabo hacia la digitalización de la entidad, tratando de comprender cómo afecta la misma a los y las estudiantes o profesionales de la universidad.

¿Cómo definirías la digitalización en el ámbito universitario?

Si tuviese que definirlo de una manera breve, diría que es algo imparable e imprescindible, creo que esa es su esencia.

¿Y por qué consideras importante activar medidas hacia la digitalización en la universidad?

Los procesos de digitalización nos conectan con el mundo, eso es algo evidente. De esta manera nos es posible estar en conexión con estudiantes que se encuentran alrededor del mundo, restándole importancia al factor presencial y facilitando su conciliación. Conseguimos así que la universidad expanda sus horizontes, y que no se limite a algo estanco que tenemos en Arrasate o en los campus de alrededor. Además, no solo limitamos la digitalización al ámbito de la enseñanza; también la investigación y la transferencia ven su valor aumentado.

La digitalización expande nuestros horizontes en la enseñanza, la investigación y la transferencia.

En este nuevo contexto, de cara a afianzar la digitalización, ¿cuáles son los procesos que ha puesto en marcha la universidad?

En primer lugar destacaría la digitalización como uno de los principales retos estratégicos del modelo educativo Mendeberri 2025. Actualmente estamos trabajando, entre otros, en el desarrollo de herramientas para la evaluación y personalización del aprendizaje de los estudiantes, con objeto de contribuir a la mejora de su experiencia educativa.

Además, la digitalización de todos los estamentos que componen la universidad es vital para que se produzca una verdadera transformación digital. Desde la presencia de la universidad en los espacios públicos digitales –redes sociales, etc.- hasta la adecuación de los procesos internos. Estos procesos incluyen aspectos tales como la secretaría virtual, mediante la cual el alumnado tiene la posibilidad de realizar la matriculación on-line desde su casa, o la posibilidad de solicitar títulos o certificados por internet, la implantación de la firma electrónica, etc. Todo ello aumenta la autonomía del alumno o alumna, y creemos que eso es positivo. 

Además de eso, ¿dirías que la digitalización influye en algo más sobre el alumnado?

Sí, por supuesto. A todos los y las estudiantes les instalamos los diferentes softwares que requerirán a lo largo de sus estudios y les creamos una cuenta de Google Apps con la que pueden acceder a las unidades didácticas, a través de la plataforma electrónica Moodle, ya que, y en coherencia con nuestra política de 0 papel, no se reparten en formato impreso.

Además, hemos desarrollado una APP (KoNet) para facilitar la comunicación-información entre alumnado y universidad.

¿Y en qué influye al personal profesional de la universidad?

La digitalización ha requerido un importante esfuerzo de capacitación del personal tanto docente como de administración y servicios. No obstante, está permitiendo, entre otros, una flexibilización del trabajo otorgando la posibilidad de desarrollar la actividad desde diversos emplazamientos, en conexión directa tanto con trabajadores y trabajadoras como con estudiantes.

Los procesos de digitalización representan hoy en día unos de los cinco retos de futuro que se plantea Mondragon Unibertsitatea.

¿Contáis con colaboradores externos para llevar a cabo estos objetivos o todo lo hace internamente la universidad?

Obviamente trabajamos en un contacto directo con nuestros proveedores habituales y conjuntamente analizamos las mejores oportunidades de mercado, para poder coger ideas que nos sean útiles. De todas formas, diría que Mondragon Unibertsitatea es bastante pionera en este aspecto.

¿Cómo ves el futuro de la digitalización en Mondragon Unibertsitatea?

Se han dado pasos importantes en el proceso de digitalización de nuestra universidad, pero todavía queda mucho por hacer, ya que se trata de un aspecto en constante evolución. Ya en la definición del Plan Estratégico 2017-2020 la digitalización se identificó como uno de los 5 retos estratégicos de Mondragon Unibertsitatea y de cara al nuevo período estratégico 2021-2024, cuyo proceso de reflexión acabamos de iniciar, no me cabe duda de que seguirá siendo un tema que estará presente dado su carácter estratégico y prioritario.

Entrevista publicada en la revista MUniversitas.

 

El tiempo
Viernes 6 Min: 4
Max: 15
Sábado 7 Min: 4
Max: 16
Domingo 8 Min: 5
Max: 12
Edición impresa
Síguenos en twitter
LagunAro

Sugerencias

sugerencias