TUlankide MONDRAGON

"El objetivo de Sheedo es acercar la naturaleza a las personas, que sepan qué es plantar una semilla, la paciencia de verla crecer…”

15/07/2019

Gala Freixa es una de las fundadoras de Sheedo, una ‘start-up’ que en pocos años ha crecido y evolucionado. Es graduada en LEINN por Teamlabs y Mondragon Unibertsitatea, donde se gestó la idea en 2015.
"El objetivo de Sheedo es acercar la naturaleza a las personas, que sepan qué es plantar una semilla, la paciencia de verla crecer…”

Gala Freixa, graduada en LEINN y fundadora de Sheedo. Premio Forbes.

En 2017 fundó la empresa Sheedo junto a otros tres compañeros y ya han trabajado para Coca- Cola, el Ayuntamiento de Barcelona, Danone, BP, Telefónica, Airbus y Hendrick’s entre otras grandes compañías. ¿Su secreto? Autenticidad, perseverancia y saber evolucionar. 

¿Qué supone el reconocimiento de ‘Forbes’?

Ha sido inesperado porque, a pesar de que somos conocidos, nos movemos en un entorno de emprendedores sociales. Me sorprendió y enorgulleció, pero no solo por mí sino por todo el equipo de Sheedo, sin el que no hubiéramos llegado hasta aquí. La pequeña semilla que plantamos cada día en nuestra oficina tiene impacto fuera, se visualiza nuestro trabajo y se valora bien.

El proyecto de Sheedo surgió en 2015 y en 2017 constituisteis la empresa. ¿Cómo llegasteis a la idea final?

Primero quisimos hacer una marca de alpargatas, un producto y no un servicio, que pudieras tocarlo y olerlo. Queríamos que fuera artesano y local, y que respetara el medio ambiente. Buscando un packaging que tuviera una segunda vida, porque nos preocupaba el tema ambiental, concebimos un papel que se pudiera plantar. Nuestra innovación no es usar el algodón y las semillas, sino transformar ese papel para comunicar, imprimir…

Y no fue fácil.

Al principio, no sabíamos qué hacer con el papel, pero a raíz de una campaña de crowdfunding que hicimos, las grandes empresas nos identificaron como una manera de transmitir sus valores hacia el medio ambiente y la sociedad.

Nos costó encontrar proveedores, muchas papeleras nos decían que no, porque no se querían embarcar en algo tan complejo y sin ningún referente. Nosotros tampoco teníamos experiencia. Por fin dimos con El Molí de la Farga, a cargo de Sastres Paperers, de Banyoles. Les gustó la idea, ellos ya hacían papel de algodón para artistas, papeles con pétalos,…Realizamos las primeras pruebas y, cuando tuvimos el papel con las semillas, las plantamos y vimos que crecían, descartamos el proyecto de las alpargatas y nos centramos en el papel con semillas para plantar después de su uso. 

¿Cómo es ese papel?

Es papel producido artesanalmente con algodón proveniente de residuos de la industria textil. No tiene color de manera que no usamos tóxicos para blanquearlo. El tratamiento es sencillo, se deshace el algodón y cuando tienes la pasta, le añades las semillas. Fue difícil encontrar el balance ideal de agua y tiempo porque cuando dejas demasiado la semilla en el agua, germina.

Hay que tener cuidado, es un proceso muy manual, humano, cuando tocas nuestro papel sabes que tiene una historia detrás, cada papel es diferente. Es para comunicar, no imprimir y tirar.

Vuestra filosofía es de proximidad y social.

Sheedo es la unión de las personas y la naturaleza. La parte social es que hemos recuperado el oficio artesano de toda la vida, hemos conseguido unir la artesanía con el mundo moderno de la publicidad y el marketing. Además, la construcción del producto la hacemos en un centro ocupacional de Madrid donde trabajan personas con discapacidad intelectual, hacemos las macetas con las semillas, las earth pills, los bombones de semillas…

En estos pocos años de recorrido de Sheedo habéis evolucionado mucho.

Ahora, también ofrecemos marketing off line sostenible. Los clientes nos pedían más maneras de sorprender a sus clientes, alguna fórmula para reemplazar el típico boli o USB de plástico por algo que tenga valor. Desarrollamos un kit entero para plantar, los bombones que son bolitas de algodón y semillas, o las pastillas con material biodegradable. Ahora estamos sacando kits para plantar árboles. Las empresas nos vienen con ideas de actividades para sus trabajadores que tengan cierta implicación social y nosotros las desarrollamos. Queremos seguir por esta línea.

¿Y ahora?

Estamos en un momento de crecimiento increíble. Tenemos una oficina nueva más grande y hemos ampliado el equipo a seis. Tenemos mucha demanda y estamos buscando nuevos proveedores para tener más capacidad. También estamos focalizados en el producto y no descartamos una nueva línea de talleres de elaboración de papel para empresas. Nos gusta mucho dar un servicio, pero siempre ligado al producto. El objetivo de Sheedo es acercar la naturaleza a las personas, que sepan qué es plantar una semilla, la paciencia de verla crecer… Queremos seguir creciendo. Tenemos el marketing off line para empresas, las bodas y la tarjetería. En cada línea queremos crecer de maneras distintas. En cuanto a la distribución de tarjetas, queremos estar presente en puntos físicos, en grandes cadenas para acercarnos más al cliente final. En bodas, estamos creando una web para que los usuarios puedan escoger, recibir muestras… Y en cuanto a las empresas, queremos reforzar nuestra relación con ellas, hacer proyectos cada vez más grandes y ambiciosos, y seguir innovando.

 

Entrevista original: La Vanguardia (21 de junio de 2019)

 

El tiempo
Viernes 6 Min: 4
Max: 15
Sábado 7 Min: 4
Max: 16
Domingo 8 Min: 5
Max: 12
Edición impresa
Síguenos en twitter
LagunAro

Sugerencias

sugerencias