2017-12-12T09:25:42+01:00

Herramientas Personales

Colaboraciones

Cimbeladores, cimbeleros y palomeros

26/06/2014

Se les conoce por estos nombres a los que se dedican a este estilo de caza, que utilizan el cimbel como reclamo para atraer a las palomas cuando vienen bajas. Se sabe que la caza con cimbeles es muy antigua, si bien se desconoce la fecha concreta de su inicio, y se empleó por toda la zona de paso en Alava y Navarra.

En las ordenanzas de Zuñiga y Santa Cruz de Campezo del siglo XVII “se prohíbe cazar en el lugar en que las palomas tienen por costumbre dormir, una hora antes de ponerse el sol en el barranco conocido como la Dormida”. Este término es límite de los dos pueblos de Alava y Navarra.

La caza con palomas ciegas es un oficio que requiere habilidades para que la caza llegue a buen término. Los cimbeladores de la zona de la cuenca del Ega, desde Ancín hasta Azazeta, están considerados como los más eficaces. De todos estos pueblos se han desplazado regularmente los cimbeleros con sus palomas ciegas a las grandes dehesas de Castilla, Extramadura Andalucía y últimamente al sur de Portugal. Durante los meses de diciembre a febrero varios palomeros de estos pueblos suelen ser contratados para los citados lugares. Del pueblo alavés de Apellaniz siguen también desplazándose a estos territorios.

El artesano

José Garrido Maestre, conocido como Chechu y nacido el 18 de mayo de 1.947, aprendió en su entorno el oficio de cimbelero y palomero que ha practicado en buena parte de su vida laboral. Actualmente se sigue desplazando al sureste español, donde continua practicando este oficio. El arte de cimbelar se transmite de generación a generación, y el aprendizaje pasa de padres a hijos

Las palomas

Las palomas se mantienen con semillas, frutos y otros alimentos suministrados por el hombre, como el pan. Están dotadas de un gran sentido de la orientación, vuelan rápido, hasta cerca de 60 km./hora, y tienen también un agudo sentido de la vista. Al aproximarse el invierno, las palomas, bien organizadas en bandadas, se dirigen hacia el sur en busca de climas más cálidos, desde fines de septiembre hasta mediados de noviembre, para cuatro meses más tardes emprender el viaje en sentido inverso.

 

Edición impresa
Síguenos en twitter
LagunAro

Sugerencias

sugerencias